Alevín | Alex Mancilla, el ‘Jefecito’ del Carranza brillará en el Campus FC

fútbol carrasco campues verano entrenamiento málaga alevín

Alguien que se deja el alma por lograr la victoria, no es un cualquiera. Alguien que hace que sus compañeros sean los héroes de la jornada, no es un cualquiera. Alguien que sostiene sobre sus espaldas la medular de un equipo grande, no es un cualquiera. Alguien que alienta, anima, vitorea y provoca pasión en el corrillo previo a salir a jugar, no es cualquiera.

El mundo del fútbol base andaluz se ha dado cuenta por qué ese portento de jugador, que responde al nombre de Alex Mancilla merece el título, no el sobrenombre, no el apodo, no, no, el título de ‘Jefecito’ del Carranza.

El joven gaditano Alex Mancilla no manda, está. No es fácil convertirse en el jefe, representante, imagen de un colectivo como el del Cádiz CF donde deslumbra la presencia de muchos jugones. Alex Mancilla no es el ‘Jefecito’ porque se lo pida nadie. Alex Mancilla es el jefe porque su cabeza da para eso y mucho más. Porque su forma de entender el fútbol va más allá del terreno de juego y, sobre todo, porque, una vez en el campo, el ‘Jefecito’ sabe que ese don, el de mando, el de presencia, el de complicidad, el de determinación, el de aquel jefe que denota, provoca y contagia fe y pasión es tan importante como un gol o una parada.

Pues, este crack brillará en el Campus de Élite de Futbolcarrasco y es que por tercer año consecutivo este jugón con mayúscula deslumbrará en el evento futbolístico del verano. Alex Mancilla se desenvuelve  en el centro del campo y es el motor del Cádiz CF alevín. Abarca campo, equilibra las transiciones y le da al conjunto amarillo el empaque ataque-defensa que necesita. Su mejor cualidad es la visión de juego unido a la calidad. Ve el fútbol uno o dos segundos antes que los demás. Cuando el defensa quiere cortar el balón de un pase magistral, ya es tarde, Alex lo ha enviado a su destino antes de que el defensa pueda imaginárselo. Su agresividad y competitividad lo hacen único, puesto que en su vocabulario solo cabe la palabra ganar.

La organización está muy contenta y es que el nivel futbolístico del Campus de Élite de Futbolcarrasco sube como la espuma con jugones de la talla de Alex Mancilla. ¡Bienvenido al Campus ‘Jefecito’!.