Entrenador | Zafra, la virtud de enseñar con pasión

fútbol carrasco entrenador málaga

Una de las mayores virtudes que puede tener un entrenador de fútbol es la capacidad de conseguir esa sensación tan difícil de que once jugadores sumen entre todos uno, un equipo. Lograr que todos crean en un mismo objetivo y, sobre todo, convencerles de hacer lo necesario para conseguirlo. Cuando uno lo consigue y además expresándolo desde la pasión, las sensaciones son maravillosas y el grupo demuestra una unidad infranqueable.

Cuando comenzamos, los gemelos Dimas y David Carrasco, su etapa futbolística a la edad de 8 añitos en el Málaga CF tuvimos la gran suerte de cruzarnos con un entrenador fabuloso, una excelente persona y un gran amigo. Desde el primer día, nos enseñó que el fútbol es más que un juego y nos transmitió unos valores que aún perduran en el tiempo.

Zafra es un maestro entre maestro y un entrenador muy valorado en la cantera malagueña, puesto que por sus manos han pasado muchos jóvenes valores que aún sonríen cuando se les habla de él. Te enamora con su forma de ser, te cautiva con su forma de trabajar y te contagia su entusiasmo a cada instante. Ha militado en casi todos los clubes malagueños, ha pasado por casi todas las categoría, pero él tiene predilección por los más pequeños.

Lleva varios años trabajando en la sombra en el CD La Unidad y todos están encantados con su trabajo. Su capacidad para comunicar y enseñar lo que quería trasmitir a jugadores tan pequeños es impresionante, ya que su gran conocimiento del juego le permitía formar grandes jugones a la vez que realizaba una gran labor en educar en valores como solidaridad, respecto y compañerismo. Pero ahí no queda su función, puesto como técnico siempre quiere que sus equipos jueguen bien al fútbol, saquen el balón jugado desde atrás y se esfuercen al máximo en tareas defensivas. Y lo ha conseguido con creces en todas sus etapas formativas, ya que sus pupilos atacan como una escuadra grande y defienden como un conjunto pequeño.

Lleva toda una vida dedicada a los banquillos y siempre con éxito. Su metodología de trabajo, su filosofía y su manera de entender este maravilloso deporte le hacen ser un entrenador especial y diferente. En sus muchas temporadas ha conseguido marcar un estilo propio, lograr un juego ofensivo al alcance de muy pocos y hacer historia. Desde Futbolcarrasco queremos darte las gracias por tu enorme labor, por hacernos disfrutar con tus equipos y por enseñarnos tantas cosas que a día de hoy todavía seguimos poniendo en práctica. ¡Grande Zafra!.

Fotos de Juanita Luque.