Femenino | Ana Llamas, preparación y motivación al servicio del Betis

fútbol carrasco, betis, femenino

Lleva ligada al mundo del fútbol toda la vida y su pasión por el deporte en general es incuestionable. La muestra es que se dedica a ello de manera profesional. Ana Llamas, preparadora física del Betis y mano derecha de María Pry en el banquillo, es una de las principales responsables de que las futbolistas verdiblancas estén siempre a punto.

Natural del barrio sevillano de Pino Montano, Llamas jugó al máximo nivel en varios equipos como el Híspalis o el Sevilla. Su posición habitual era la de lateral derecha, aunque tenía la capacidad de desenvolverse sin ningún problema en varias posiciones del campo. Físicamente era un portento, algo que quizás fuera una señal de lo que pretendería conseguir años más tarde con sus jugadoras.

En mitad de la temporada 2009/10 decide colgar las botas para unirse profesionalmente a Pry, quien se hizo cargo del primer equipo sevillista. A partir de ahí, cosecharon un descenso y un posterior ascenso a la Superliga, para finalmente firmar por el Betis en la 2012/13, en donde trabajan codo con codo hasta la fecha.

Si hubiera que definir a Ana en dos palabras serían intensidad y motivación. Con un gran carácter, es la encargada de transmitir a las futbolistas la chispa y la activación necesarias en cada entrenamiento, en cada partido. No solo cumple con la función que estrictamente tiene asignada, sino que es capaz de aplicar algo que podríamos clasificar dentro de lo intangible, pero no por ello deja de ser menos importante. Es la alegría y el ingenio del equipo. La que a través de un comentario intencionado busca picar a las jugadoras para que den lo mejor de sí.

En definitiva, una figura imprescindible en la gran familia de las féminas del Betis. Quizás siempre en un segundo plano, pero con méritos de sobra para centrar los focos sobre ella.

Fotos de David Ligero.