Fútbol Profesional | La resistencia en el fútbol: concepto y clasificación

futbolcarrasco resistencia fútbol

Inicialmente queremos dejar claro que por mucha clasificación que intente diseccionar la participación del metabolismo aeróbico del metabolismo anaeróbico en los ejercicios de entrenamiento en fútbol, es completamente imposible, ya que en cualquier tipo de esfuerzo dentro del fútbol están ambos presentes. A pesar de todo, os mostramos nuestra clasificación de la resistencia en donde se conjuga la forma en que actuamos para producir energía y el modo en que la consumimos porque pensamos que es la que mejor cataloga los diferentes esfuerzos que ocurren en el mundo del fútbol. Las distintas manifestaciones que presenta la resistencia son:

 

  1. Resistencia básica (RB): es la resistencia de base independientemente de la modalidad deportiva, desarrollándose con ejercicios generales y actividades habituales. Se mantiene entre niveles de 100 – 130 p.p.m.
  1. Resistencia aeróbica (RA): capacidad para llevar a cabo un ejercicio de larga duración con suministro de energía esencialmente aeróbico. Esta energía puede emplearse de dos modos bien distintos:
  1. Resistencia anaeróbica (RAn): capacidad para realizar un ejercicio de corta duración a alta intensidad mediante un aporte de energía anaeróbica. Se subdivide en:
  1. Resistencia mixta (RM): capacidad de intercalar esfuerzos de media – alta intensidad con ejercicios y carreras de baja intensidad. Requiere de los sistemas aeróbicos – anaeróbicos con predominio de la potencia aeróbica. Sus niveles se sitúan entre 150 – 175 p.p.m.
  1. Resistencia específica (RE): capacidad de ejecutar movimientos tanto de corta duración a alta intensidad y precisión, como de poca intensidad con duración variable, integrados o no, dentro de las acciones técnico – tácticas del juego, asemejándose a las condiciones de carga propias de la competición. Se centra en la potencia aeróbica y la potencia anaeróbica láctica, teniendo unos niveles de frecuencia cardiaca oscilante aunque su valor promedio se ubica en el intervalo de 160 – 175 p.p.m.
  1. Resistencia a la velocidad (RV): capacidad de mantener una velocidad o resistir acciones encadenadas de aceleración y/o desaceleración durante un tiempo determinado, siendo exclusiva la participación del sistema anaeróbico láctico. Sus niveles se sitúan entre 180 – 190 p.p.m.
  1. Resistencia de competición (RC): es la resistencia acorde con el desarrollo y características de los partidos, su entrenamiento se emplea para la formación y fijación del rendimiento específico. Sus niveles de frecuencia cardiaca son muy cambiantes, no obstante podemos situar su valor promedio entre los 160 – 175 p.p.m.

futbol carrasco resistencia clasificacion